dom. May 9th, 2021

FEDETAX solicita al Gobierno de Canarias que informe sobre las medidas que tomará una vez finalice el Estado de Alarma.

De todos es sabido que a partir del próximo día 9 de mayo de 2021, no habrá prórroga del Estado de alarma, según manifiesta públicamente el Presidente del Gobierno de España, pero sí de que algunas medidas que están vinculadas a su vigencia se podrían mantener.

Por ello el Gobierno de España, en el Consejo de Ministros a celebrar el próximo martes tiene previsto aprobar un amplio Decreto que afecta a distintos ámbitos, y parece ser que también es intención del Gobierno de Canarias la aprobación de un Decreto propio para nuestra Comunidad Autónoma.

Desde FEDETAX queremos trasladarle al Gobierno Autónomo nuestra incertidumbre, tanto por lo que pudiera suceder con las medidas en vigor actuales después de la finalización del estado de alarma, así como con la situación en la que nos encontraremos en la nueva situación con las medidas que pudiera decretar el Gobierno de Canarias para hacer frente a esta situación.

La situación de incertidumbre expuesta en el punto anterior, viene provocada porque hasta la fecha, no se ha tenido en cuenta para nada la opinión del sector del transporte discrecional, o al menos con el sector del taxi canario de forma alguna a la hora de establecer, tanto las condiciones de prestación de los servicios, como cualquier otra que afecte al transporte discrecional de hasta nueve plazas en Canarias.

No sólo no se ha contado con el sector para ello, sino que hemos tenido que estar buscando interpretaciones sobre como aplicar las normas establecidas para cada situación en concreto que se regulaba.

Y es que desde esta Federación no acertamos a entender el porqué no se ha contado con nosotros, ni se nos ha tenido en cuenta a la hora de tomar las decisiones sobre la forma de prestación de servicios o como comunicarlo al propio sector, máxime cuando el taxi ha sido junto al transporte regular, el que ha permanecido prestando servicios durante toda la pandemia en la condiciones más complicadas y difíciles, tanto sanitarias como económicas, sin que ni tan siquiera se nos haya tenido en cuenta como profesión de riesgo para la aplicación de las vacunas.

Resulta complicado explicar, tanto al grueso del sector como a los usuarios del taxi, cómo aplicar los decretos que regulaban la utilización del servicio del taxi en cuanto a ocupación de los vehículos y medidas de control sanitarias, al ver cómo los microbuses y guaguas circulan con su capacidad total de pasajeros sin haber ningún vinculo de relación familiar entre ellos , y sin respetar en la mayoría de los casos ni tan siquiera la distancia de seguridad, lo que ha traído como consecuencia que los potenciales usuarios del taxi se desvíen hacia otros elementos del transporte, situación esta que no ayuda en nada a la prevención de la propagación de la enfermedad y sí agrava la ya de por sí penosa situación del sector en nuestras islas.

Por lo anteriormente expuesto, es por lo que FEDETAX se ha dirigido formalmente al Gobierno de Canarias para que nos de traslado, con la máxima antelación posible, de las medidas restrictivas u organizativas que se aprueben a partir de la suspensión del Estado de Alarma y que afecten a nuestro sector.